jueves, 23 de septiembre de 2010

Un presupuesto burlesco

En CulturaCR.NET informamos que el presupuesto presentado por el Ministerio de Cultura para el año 2011 será de apenas un 0,56% del Presupuesto Nacional. Algo realmente patético para un país que se precie de medianamente culto, una burla para la gran cantidad y calidad de la creación cultural del país y, sobre todo, una pena que le desgarra el pecho a cualquiera que crea en la cultura como una solución viable y efectiva de los problemas sociales del país.

El proyecto de país no incluye la cultura, es todo, ce tout, como dirían los francesas. Estamos hablando que el Ministerio de Hacienda le impuso -negociación es mucho decir- al bien intencionado Ministro de Cultura, una cantidad exigua, de burla. A pesar de que el Ministerio pidió 36 mil millones, les dieron solo 30 mil. Es decir, a pesar de la bicoca de 36 mil millones, aún así la rebajan, aunque no conocemos los motivos.

¿Cómo hacer cultura con la mitad de UN PINCHE punto porcentual del presupuesto de un país? Don Manuel tiene fe en alianzas y préstamos como una que gestiona con el BID, así como el apoyo privado en conjunto con la acción de la gente en las comunidades. Su apuesta es por la descentralización. No obstante, él mismo había dicho que lo justo era un 4% para la cultura.

Ahora bien, la anterior Ministra, una de las más politiqueras y menos visionarias que hemos tenido, demostró sin embargo orden en la administración e incluso logró gastar la mayoría del presupuesto y lograr hasta un 0,8%, un poco más que el actual. Además tuvo buenas ideas como PROARTES y el SINEM, que hoy Obregón está reparando y continuando. ¿Podríamos decir que estamos retrocediendo en el rubro del presupuesto? Es difícil decirlo, sería cosa de analizar qué impuso Hacienda a Cultura para los siguientes años. Cuando escribo esto me llega un olor parecido al conflicto por el presupuesto universitario...

Pero pareciera que el mal es mundial, pareciera que es parte del proyecto de sociedad que predomina en nuestro tiempo. En Argentina, por ejemplo, también se manejan niveles del 0,3 al 0,5% del Presupuesto Nacional para esta cartera. En Inglaterra hace poco habían protestas por una disminución del 25% con respecto al año anterior. Pero también hay casos de aumentos, como el caso de Guadalajara, uno de los estados mexicanos que más invierte en cultura.

En consecuencia, es claro que compararse con otros países no viene al caso, tampoco compararse con lo anterior. Ottón Solís, por ejemplo, había dicho entre sus propuestas que daría el 1% para cultura, pero Obregón piensa en un 4% como lo justo. Si me preguntaran a mí, el 7% sería ideal, porque con ese 7% solucionaríamos la mitad del problema delincuencial del país, sin necesidad de destinar millonadas a la represión por delincuencia común y orientarse a la especializada.

La cultura es una inversión, no un gasto, y los gobiernos costarricenses siempre la han visto de la segunda manera. Error de estadistas y de visión, porque no lo son.

Un año más nuestra Presidenta, como otros antes, anda exigiendo en la ONU más plata para combatir el narco (emulando la verborragia que Arias ya tuvo una vez en ese mismo órgano mundial), pero aquí el gobierno solo invierte poco más de o,5% en cultura. A como están las cosas, ahora solo falta que la Comisión de Hacendarios de la Asamblea se le ocurra reducirlo un poco más.

Tenemos un presupuesto en cultura que da vergüenza, y no es culpa de Obregón o del Ministerio, o de la misma Carballo. Es un problema de la idea política que tenemos para hacer este país, una idea que ni siquiera es idea, y solamente se dedica a responder las exigencias de la prensa, olvidándose de lo que realmente necesitamos los costarricenses: más cultura, más creación. Mientras esa visión de país siga nada se podrá hacer, mientras los políticos empresarios sigan dominando las riquezas del Estado costarricense, el presupuesto se irá en otras direcciones, como el engaño absoluto en que se han convertido concesiones como Alterra y Autopistas del sol, entre otras.

Nuestra cultura merece respeto y ese porcentaje solo significa un desaliento terrible para quienes trabajamos por ella, sé que incluso desde el mismo ministro hasta el más detractor del ministro. Todos merecemos respeto, el lugar más que merecido que tenemos en este país. Como bien lo dijo Obregón, "damos más a este país de lo que este país nos da a nosotros". Yo intuyo que el mismo Obregón siente lo mismo que yo, pero no puede decirlo. Ni yo puedo afirmarlo.

Y no estamos pidiendo dineros para hacer memorias millonarias de 31,5 millones de colones como la que le hizo Redcultura a la ministra Carballo, estamos pidiendo dinero para trabajar mucho, en muchos proyectos que tenemos y duermen el sueño de los justos (y los sustos). Y sí, también para llevar también la cultura a la periferia del país, así como a los jóvenes.

Merecemos el lugar que merecemos, ningún otro.

14 comentarios:

RobertoArce dijo...

En este país, desgraciadamente, todo lo que son asuntos culturales ya sea teatro, cine, artes, música o lo que sea funcionan con las uñas y por la verdadera dedicación de actores, cineastas y demás.

Si bien el ministro, considero, fue una buena ficha del gobierno de la Sra. Chinchilla para fomentar la cultura siento que su protagonismo ha sido poco.

Personalmente esperé que el sr. Obregó, por ser un artista que conoce las dificultades y limitaciones que se vive en el mundo del arte, teatro, etc, iba a tener más empeño en hacer las cosas no lo ha hecho.

Es cierto, el sr. Obregón no es el culpable PERO sí es el encargado de defender a capa y espada la cultura e impulsarla algo que, me parece, no ha hecho.
Sí es trabajo del Sr Ministro, también, hacer entrar en razón a quienes no lo ven así de que la cultura para el país es importantísimo y, que muchas de las situaciones de hampa y por el estilo que se viven, es por culpa de la poca fuerza que esta posee actualmente en el país.

Más música, más arte, más teatro.... ¿es tanto pedir? ¿Es mucho pedir un presupuesto descente para que los teatros funcionen?

Y ciertamente, objeto la intención de pedir préstamos para cultura, señores, yo no vengo a creerme la gran cuita ni a dictar cátedra pero no es la cultura algo sin valor monetario? Se le puede poner valor a una pieza de música e "hipotecarla"?

No, si para eso está la desastrosa conseción como la de Caldera, pero a la cultura, creo, la plata debería dársele íntegra. Al fin de cuentas es de los pocos entes que en este país funcionan y se esmeran y así lo premian?

Etnilumidad Internacional (en FB) dijo...

Por la sola razón que quieren un pueblo ignorate,manipulable y facil para gobernar.

Los espacios culturales siempre sirven para cuestionar, desarrollar el criterio y pues ante todo desintoxicar los cerebros llevando a despertar a las socieda ...des dormidas.

Con lo cual el gobierno piensa. Mejor le damos un pinche centavo y a ver como se las arreglan.

Patrick Cotter Penon dijo...

Es propio del modelo neoliberal eliminar el financiamiento de la cultura. Esto se dió en Chile. Suena feo decirlo pero el sector cultura debe y puede sobrevivir sin recursos del Estado. Total la Cultura ocupa hoy en día el lugar que antes ...ocupaban las ideologías. Y también está perdiendo el pulso porque la Cultura a nivel planetario se ha degradado. Entiendo por Cultura las obras dramáticas, danza, artes plásticas, literatura,
etc.

Equipo Crítica Educación Sociedad dijo...

Definitivamente en nuestro país se retrocede en los rubros que nos acercarían más al desarrollo, aquí se va para atrás mientras países de Europa, algunos de Asia, sobre todo Japón, así como Cuba, son abanderados de la INVERSIÓN en cultura, lastimosamente aquí se sigue viendo como gasto.

Juan Murillo dijo...

¿Y que les parece que el presupuesto de literatura sea el 0.56% del de cultura?

Eddy Rojas dijo...

Ni modo, queda en nosotros seguir trabajando con mucho esfuerzo, con la uñas, sin presupuestos, pero echando pa'lante.

Ligia Irene Campos dijo...

es terrible que así sea....

Lisbeth Huertas dijo...

A la cultura le hicieron lo mismo que a la educación superior, en que estarán pensando gastarse toda la plata?

José Francisco Correa dijo...

Buen comentario.

Geovanny Debrús Jiménez dijo...

Gracias por valiosísimos comentarios.

Tres temas:

1. En el MCJ la literatura no ocupa necesariamente ese porcentaje, como indica Juan Murillo, pero sí tiene razón en que es muy baja la inversión en literatura. Pero tampoco es solo una cuestión de políticas, sino también de escritores que no se saben unir, que no cohesionan sus intereses para pedir, exigir o gestionar lo que les corresponde.

2. Sin duda, la cultura no es importante en el modelo neoliberal, lo es todo lo económico, a lo que se reduce toda la visión de este modelo que prima en los intereses económicos de unos pocos multimillonarios. Lo que deberían empezar a ver, en definitiva, es que el modelo se agota con esa visión, que la cultura urge para invertir en la recuperación social.

3. El parangón entre cultura y universidades es preocupante. Ambas recortadas, lo que me gustaría saber es a favor de qué sectores van esos dineros que se le reducen a los sectores culturales y educativos.

A veces me pregunto cuánto durará don Manuel. Sé que es realista y entusiasta, pero su pensamiento no encaja en el modelo del gobierno arista que tenemos.

Roncahuita dijo...

¿Por qué tan poca inversión en cultura?

Pongo una cita de José Vasconcelos que dice todo lo que tengo que decir:

"LA CULTURA ENGENDRA PROGRESO Y SIN ELLA NO CABE EXIGIR DE LOS PUEBLOS NINGUNA CONDUCTA MORAL"

Adrian dijo...

Desde que a plata se maneja desde el gobierno y no se puede andar buscando pratrocinio afuera en la empresa privada porque como sabemos todo es para el futbol siempre creo que hay que hacer lo que hace Obregon meterse a bailar con la mas fea EL GOBIERNO y dejar de hablarle al viento HAY QUE METERSE AL GOBIERNO INFILTRARSE y pulsiarl de adentro para afuera porque hablar por la periferia ni carisias hace, creo que para cambiar las cosas se hacen como hizo Obregon politiquiar "TOCA,TOCA" de otra forma por su linda cara a nadie le van a dar nada. Ahora mas que nunca se necesita gente nueva y valiente que haga politica Honesta y lapulsee desde que se depende tanto del gobierno. se neceista cacao para el chcolate y si la empresa privada no afloja lo suficiente y el gobierno tiene que ver hay que pellegirla con gente en el gobierno bie por Obregon que se puso la camiseta.

Paulo Sempre dijo...

Do sentimento trágico da vida

"Não há revolta no homem
que se revolta calçado.
O que nele se revolta
é apenas um bocado
que dentro fica agarrado
à tábua da teoria.

Aquilo que nele mente
e parte em filosofia
é porventura a semente
do fruto que nele nasce
e a sede não lhe alivia.

Revolta é ter-se nascido
sem descobrir o sentido
do que nos há-de matar.

Rebeldia é o que põe
na nossa mão um punhal
para vibrar naquela morte
que nos mata devagar.

E só depois de informado
só depois de esclarecido
rebelde nu e deitado
ironia de saber
o que só então se sabe
e não se pode contar."

( Natália Correia)

Germán Hernández dijo...

Sinceramente yo lo veo al revés, y ni aunque tripliquen el presupuesto, el gobierno podrá combatir la cultura, siempre habrá cultura a pesar de ello.

Pero vale la pena investigar cuánto de esos 30mil millones se gastan en burocracia y entonces hablamos...

Saludos!!!!!